Tags Posts taggeados en "Cotización"

Cotización

jubilacion

La jubilación para los autónomos ha sido uno de los grandes problemas y quebraderos de cabeza para este tipo de trabajador por cuenta propia, ya que deben destinar una buena parte de sus ingresos mensuales a cotizar, de manera que tengan derecho a disfrutar en el futuro de una pensión cuando ya no se encuentren ejerciendo su actividad.

Lo primero que tenemos que tener muy presente es que la última reforma del sistema de pensiones en España supuso un cambio en las condiciones que rigen la jubilación de todos los autónomos. De esta manera, a partir de ese momento, se computarán más años para determinar la cuantía de la prestación a recibir. Además, la edad de retiro pasa de los 65 a los 67 años en el tramo que comprende desde 2014 hasta 2027.

Tras estos cambios en la legislación, ¿cómo queda la cotización de los autónomos? Para calcular la cuantía habrá que fijarse en lo que se paga a la Seguridad Social mensualmente. Como sabrás, lo mínimo será de 261,84 € con una base mínima de 875. La máxima, en cambio, estará por encima de los 3.000, aunque es totalmente voluntaria. Es preciso que recordemos que, a partir de los 48 años, esta importe estará limitado a 1.800 euros.

Como es lógico, aquellos profesionales que hayan cotizado más a lo largo de su vida, disfrutarán de un subsidio por retiro más elevado. Aunque la tónica general nos dice que las pensiones de los autónomos son sensiblemente más bajas que las del resto de asalariados.

Entre las principales condiciones que rigen la jubilación de los autónomos, nos encontramos con que la edad de jubilación quedará fijada en los 67 años en el 2027 (como ya hemos mencionado), siendo el periodo mínimo de cotización de 15 años, de los cuales dos deben estar entre los últimos 15 de trabajo.

Además, debemos de tener en mente que existirá la posibilidad de conseguir una jubilación anticipada voluntaria. Para que este extremo pueda darse, debemos contar con un mínimo de 63 años, habiendo cotizado un periodo no inferior a los 35 años.

A la hora de calcular exactamente de nuestro subsidio de jubilación, deberemos tener muy presente tres variables: La edad, el periodo mínimo de cotización y la cuantía de la pensión.

En primero lugar, todos los trabajadores que hayan cotizado 38 años y seis meses podrán jubilarse a los 65. Sino, habrá que esperar hasta los 67. Además, el periodo mínimo de cotización pasará de 15 a 25 en el periodo que va desde 2013 hasta 2027. Por último, la cuantía estará calculada en función de lo que mensualmente se haya aportado a la Seguridad Social y el número de años.

hacerse-autonomo

Una de las principales preguntas que pueden surgir a la hora de hacerse autónomo es si podemos facturar sin llegar a convertirnos ni darnos de alta como empresarios individuales. ¿Hasta qué punto es obligatorio si vamos a realizar alguna actividad de manera poco frecuente, ocasional o a tiempo parcial?

Lo primero que tienes que saber es que en nuestro país, para que podamos darnos de alta en el RETA (Régimen Especial de Trabajadores Autónomos) tendremos que hacer frente a un pago de 256,72€ mensuales, siendo la base de cotización mínima de 858,60 (datos del año 2013). Hacer frente a este coste, sin embargo, no significará cobertura alguna en caso de sufrir algún tipo de accidente o el cese de actividad.

Pero, ¿qué ocurre si no llegamos a ese mínimo de cotización, convirtiéndose la cuota mensual en un coste totalmente desproporcionado? ¿Podremos facturar los trabajos que hagamos sin la necesidad de hacerse autónomo?

En un principio, cualquier trabajador que quiera llevar a cabo cualquier tipo de proyecto propio y cotizar en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos de la Seguridad Social deberá darse de alta de forma obligatoria.

Existen, sin embargo, algunos casos en los que no será necesario hacerse autónomo de una forma oficial. Por ejemplo, si la actividad que hemos decidido llevar a cabo no se puede considerar como un medio de vida. Es decir, que la compatibilicemos con otra que sí suponga un sustento. Para saber si entramos en esta excepción, no deberemos nunca facturar una suma anual que sea superior a los 7.455,14€.

Pese a lo anterior, debemos tener en cuenta que, aunque no sea obligatorio darnos de alta como empresarios individuales, sí que tendremos que declarar todos nuestros ingresos, haciendo frente al IVA trimestral, siempre y cuando el sector de actividad en el que estemos así lo indique.

De hecho, es muy importante remarcar que la figura del trabajador por cuenta propia que realiza trabajos de baja retribución está ampliamente reconocida. Pero, ¿qué ocurre si somos objeto de una inspección de trabajo? En el caso de que nos quieran “obligar” a darnos de alta, deberemos recurrir de una forma expresa, efectuando todo tipo de argumentaciones y presentando pruebas que verifiquen que la actividad que llevamos a cabo no supone un medio de vida.

En último lugar, si por algún casual estuviéramos cobrando algún tipo de subsidio por desempleo, será imposible que realicemos cualquier factura sin ser autónomo, ya que podríamos arriesgarnos a perder la retribución.

Síguenos

321FansLike
5Seguidores+1
1FollowersFollow

Utilizamos cookies propias y de terceros para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información >

ACEPTAR
Aviso de cookies